DÍA MUNDIAL DE LOS HUMEDALES

Posted on Posted in Noticias

Humedales para un futuro urbano sostenible”, es el tema elegido este año para conmemorar el Día Mundial de los Humedales. 

Los humedales son ecosistemas de enorme importancia ecológica, económico, social y cultural que deben ser tenidos en cuenta para el diseño y ejecución de políticas ambientales y de desarrollo. Según la Convención de Ramsar, se consideran humedales no sólo aquellos cuerpos de agua naturales tales como lagos, ríos, pantanos, pastizales húmedos, entre otros accidentes geográficos que reservan agua, sino  también aquellos de origen antrópico como arrozales, estanques, diques o toda otra estructura que sea considerada como construcción artificial que también acumulen agua.

Los humedales son altamente biodiversos y muy productivos, dado que suministran y purifican el agua potable, y a partir de ellos se proporcionan múltiples servicios esenciales, entre ellos, alimentos, materiales para la construcción e incluso aportan un alto valor estético, siendo muchas veces un polo turístico, recreacional e inclusive cultural.

Como ecosistemas los humedales generan el hábitat reproductivo adecuado y constituyen zonas de cría para la fauna y la flora nativa, tanto a nivel global y particularmente en nuestro territorio provincial.

Jujuy cuenta con dos zonas marcadamente distintas, las tierras bajas hacia el Este donde ríos, bañados, embalses naturales y artificiales se contrastan hacia el Oeste con las turberas, salinas y lagunas. Las especies y los paisajes se presentan marcadamente distintas en ambas partes y por ello es que a estos últimos los podemos agrupar como humedales altoandinos y son los más conocidos de la provincia.

 Los Humedales Altoandinos de Jujuy

Considerados sitios muy frágiles y con una diversidad biológica muy particular, estos humedales son hábitats bien definidos, verdaderos oasis dentro del paisaje desértico de los Andes. Están conformados por un sistema de cuencas endorreicas que incluyen lagunas y salares asociados a vegas y bofedales que pueden estar interconectados por arroyos que favorecen una alta productividad y entorno a los cuales se asentaron originalmente pueblos aborígenes dedicados a la actividad agropastoril.

La flora que se desarrolla alrededor de los humedales sirve de resguardo para una sorprendente diversidad y abundancia de avifauna con un alto grado de especialización en estos ambientes y tolerancia a las enormes variaciones térmicas. Hay concreciones temporales de aves migratorias, entre ellos las tres especies de flamencos andinos que tienen lugar de reproducción en los humedales altoandinos. Comparten el suministro de servicios ofrecidos por los humedales, mamíferos de importancia ecológica y económica como la vicuña y el guanaco. Además, es en estos ambientes semidesérticos de la puna y los altos andes, donde el recurso limitante es el agua, por lo que estos ecosistemas son cruciales para la sustentabilidad económica de los pueblos y comunidades que se asientan cercanos a los humedales.

Las Laguna de Vilama y la de Los Pozuelos son los dos sitios Ramsar que tenemos en la provincia, e integran la red de humedales a escala global incluidos entre los 2193 sitios de 168 países que han firmado la convención de Ramsar. Existen además numerosos espejos de agua de diferentes tamaños, arroyos de alta montaña y vegas que se presentan a lo largo de la extensa geografía de la Puna, muchos de ellos asociadas a los glaciares de escombro presentes en las altas cumbres provinciales.

Los Humedales del Este de Jujuy

La exuberante vegetación de las ecorregiones del Chaco y principalmente de Yungas, contrasta con los ambientes de los humedales altoandinos, sin embargo ambos tienen en común la disponibilidad de agua proveniente de los humedales. Así es que, en las zonas bajas de nuestra provincia, son los ríos, arroyos, lagunas y embalses los que integran una intrincada red de humedales que abastecen esa exuberancia de formas de vida y da sustento a la ganadería, la agricultura y los grandes conglomerados urbanos de nuestra provincia.

Un caso interesante es el Parque Provincial Potrero de Yala, conformado por un sistema natural de unas cuatro lagunas que forman parte de la cuenca del río Yala. Otro ejemplo menos conocido es la laguna La Brea, localizada cerca de la intersección de las Rutas Provinciales N° 1 y 6 en el Dpto. de Santa Bárbara, rodeada de una exuberante selva, único sitio donde se detectaron algunos de los mamíferos más raros del país, entre ellos dos especies de murciélagos.

Como contraparte, la Provincia cuenta con un sistema de humedales artificiales conformado por embalses, diques y canales que los interconectan, que integran un sistema hidroeléctrico que aporta agua de riego a la agricultura, luz y agua para consumo humano. Finalmente, la cuenca del río San Francisco, tributario del Bermejo, con una superficie de 155 de longitud constituye la cuenca más importante de la provincia  y el sistema hídrico que aporta agua a las principales ciudades de Jujuy.

La conservación de los humedales

Los humedales constituyen ecosistemas que están altamente ligados a nuestra existencia, cumplen multiplicidad de roles vitales y aportan recursos económicos y culturales, que debemos conservar.

Es  importante tener presente que los humedales son sistemas frágiles y su alteración, principalmente por su contaminación o la sobreexplotación, redunda en la pérdida de calidad de vida y rentabilidad de las actividades económicas que están estrechamente ligadas a dichos sistemas.